Pequeño pero poderoso...

Así puede llegar a ser el canto de un mirlo...ante el rugido feroz de la gran urbe...pequeño...pero poderoso.
Si afinamos bien nuestros oídos...podremos escuchar...aún por encima del estridente concierto del ir y venir del gentío y los motores...la melodía pura de ese cantar...
No importa cuán pequeños nos veamos ante la muchedumbre...
...¡¡Cantemos!!...

1 comentario:

elpoetadelascolinassolitarias dijo...

Muy por encima de las torres más altas levantadas por el hombre.. ahí está el mirlo que has captado.. tan bien enfocado a pesar de su pequeñes y al fondo la gran urbe.. ese mirlo pone en cuestión los esfuerzos más arduos de los hombres, su mejor y más depurada técnica.. puede bajar a tierra y subir al cielo cuantas veces quiera.. y permanecer por encima de macrourbes, afanes por el aliemnto, humos y de ruidos.. ¡que lección de canto y libertad! Si: pequeño, pero poderoso. Gracias, Arteneus, por hacernos caer en cosas que normalmente no vemos. Un beso amiga.